Norte de Alemania – Junio de 2013

Durante el último mes me he recorrido una buena parte de la geografía alemana. A priori podría parecer que me estoy dejando una fortuna, pero nada más lejos de la realidad. En Alemania existe un ticket denominado Schönes-Wochenende-Ticket (billete de buen fin de semana). Cuesta 42 euros. Con él pueden  utilizar la red de ferrocarriles regionales -de todo el país- hasta cinco personas, durante un día entero. Supongo que os haréis una idea del impacto que esto tiene sobre el turismo interior. No conozco a casi nadie que no lo haya utilizado. Por suerte, Renfe no ofrece ninguna opción como esta. Turismo interior barato… ¡menuda desfachatez! ¡Viva el AVE!
Este fin de semana se presentaba como el momento idóneo para visitar el norte del país. En Kiel tenía lugar una de las grandes fiestas del país, la Kieler Woche. En tres días hemos visitado ocho localidades. Puede parecer imposible, pero el centro histórico de la gran mayoría de ellas es más pequeño que cualquier barrio de Berlín.
La primera parada sería en Stralsund. Su casco antiguo fue declarado patrimonio de la humanidad de la UNESCO en 2002, junto al de Wismar, localidad que visitaríamos también ese mismo día.

IMG_9545

IMG_9556

IMG_9548

IMG_9549

IMG_9559

IMG_9562

IMG_9563

IMG_9573

Aunque su visita es recomendable, he de reconocer que me decepcionó un poco. El mal tiempo y las obras no ayudaron a mejorar mi impresión de la ciudad.
Las construcciones de ladrillo rojo son la gran seña de identidad de las poblaciones del norte del país. Muchas de estas ciudades, entre ellas Stralsund, fueron testigos directos de la prosperidad que trajo consigo la Liga Hanseática, algo que queda reflejado en el legado arquitectónico de sus cascos históricos.

IMG_9575

IMG_9583

IMG_9584

IMG_9585

A continuación hicimos una parada en Rostock, localidad situada a medio camino entre Stralsund y Wismar. Fue la visita menos interesante de todo el viaje. No merece la pena si se va a visitar otras ciudades de la región.

IMG_9591

IMG_9601

IMG_9593

IMG_9605

Wismar es una población realmente pequeña. En una media hora se puede recorrer su casco antiguo. Sin embargo, sólo por poder contemplar su plaza del mercado, ya merece la pena la visita.

IMG_9617

IMG_9618

IMG_9619

IMG_9620

IMG_9623

IMG_9625

Ese día dormimos en Lübeck. El alojamiento en la zona durante todo el fin de semana estaba realmente complicado, pese a ello conseguimos un buen lugar donde descansar. A la mañana siguiente dimos una vuelta por la ciudad. Fue la que más me gusto de todo el viaje, una de las más bonitas que he visto por Alemania. También pertenece a la lista de patrimonios de la humanidad de la UNESCO.

IMG_9628

IMG_9636
IMG_9633

IMG_9646

IMG_9647

IMG_9649

IMG_9650

IMG_9656

IMG_9657

IMG_9661

IMG_9667

IMG_9670

IMG_9677

IMG_9679

IMG_9685

IMG_9690

IMG_9692

IMG_9700

IMG_9703

IMG_9716

IMG_9717

IMG_9718

El gran emblema de la ciudad es la Holstentor, una de las construcciones más famosas del país.

IMG_9719

IMG_9722

IMG_9726

IMG_9738

Tras Lübeck, nuestros siguientes destinos serían Kiel y Laboe. El ambiente en ambas ciudades, separadas por menos de 20 kilómetros, era inmejorable. La Kieler Woche es una especie de Oktoberfest en versión marinera. Eso sí, a menor escala.

IMG_9739

En primer lugar nos dirigimos a Laboe. Dicha población alberga uno de los cuatro U-Boot que se conservan en todo el mundo. Allí también pude volver a ver, tras más de tres meses, una de las cosas que más echo de menos de mi tierra: el mar. En este caso el Mar Báltico. Fue una sensación realmente extraña, pero a la vez reconfortante.
A lo largo de la playa de Laboe había banderas de múltiples países. Lo digo porque resultará extraño ver la bandera española en las fotos. No os estoy intentando colar fotos de la playa del Postiguet. Creo que esos nubarrones del fondo servirán como prueba.
En dicha localidad se nos hizo la hora de comer. Allí pude volver a comer pescado fresco después de tres meses, ya que en Berlín tendría que haber empeñado un riñón para ello, y les tengo bastante cariño a los dos. ¡Oh salmón, cómo echaba de menos hincar mis dientes en tu rosada y jugosa carne!

IMG_9740

IMG_9741

IMG_9742

IMG_9745

De vuelta a temas más serios, es la primera vez que he podido ver un submarino por dentro. De hecho, no recuerdo haber visto ninguno ni siquiera por fuera, aunque sé que sí he tenido la oportunidad, pero debió de ser en el Cretácico, ya que a duras penas consigo localizar una imagen en mi memoria (¡Cartagena! ¡En el puerto de Cartagena!). La visita fue una experiencia interesante, sobre todo tratándose de una nave con 70 años de historia.

IMG_9747

IMG_9749

IMG_9755

IMG_9757

IMG_9759

IMG_9774

IMG_9762

IMG_9768

IMG_9776

IMG_9780

IMG_9782

IMG_9784

IMG_9786

IMG_9788

IMG_9792

Ya de vuelta en Kiel, pudimos disfrutar del gran festival de la ciudad. Música, comida, barcos, ambientazo… muy recomendable.

IMG_9802

IMG_9803

IMG_9805

IMG_9807

IMG_9808

IMG_9809

IMG_9814

IMG_9815

IMG_9818

IMG_9821

IMG_9822

IMG_9823

Tras Kiel nos encaminamos hacia Hamburgo, ciudad en la que dormiríamos la noche del sábado. Allí pudimos disfrutar de su vibrante vida nocturna. A la mañana siguiente recorrimos su centro, en el que destaca el edificio del ayuntamiento y la zona del puerto. No es ni la más bonita ni la más monumental, pero creo que es obligatorio visitar la segunda ciudad más poblada de Alemania.

IMG_9827

IMG_9829

IMG_9831

IMG_9832

IMG_9838

IMG_9839

IMG_9841

IMG_9844

IMG_9850

IMG_9853

IMG_9856

IMG_9857

IMG_9865

IMG_9866

IMG_9875

IMG_9882

Ese dragón nos daba la bienvenida a Schwerin, la capital de Mecklemburgo-Pomerania Occidental, nuestra última parada del viaje. La ciudad es famosa por albergar uno de los palacios más bonitos de Alemania. Una construcción que no desentonaría en el Valle del Loira. Imprescindible si se pasa por la zona.

IMG_9885

IMG_9889

IMG_9928

IMG_9890

IMG_9891

IMG_9893

IMG_9895

IMG_9899

IMG_9902

IMG_9905

IMG_9907

IMG_9912

IMG_9918

IMG_9920

IMG_9921

IMG_9923

IMG_9929

IMG_9930

IMG_9935

Un fin de semana muy completo, con muchas experiencias y lugares destacables.

Un pensamiento en “Norte de Alemania – Junio de 2013

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s