Praga – Agosto de 2009

Mi primer viaje con mi Canon SX220 fue a Francia en 2011. Todas las fotos de viajes anteriores están realizadas con otras cámaras y en la mayoría de las instantáneas no estoy yo detrás. ¡Oh, qué bien! ¡Tienes alguien que te saque en las fotos!
Error. Disfruto mucho con la cámara. Además, cada foto que veo pienso: yo hubiera cambiado el encuadre o esto otro de esta forma. No digo que yo sea un artista, ni mucho menos. Sé muy poco de fotografía. Simplemente me gusta que las fotos reflejen mi punto de vista del sitio.
Con la que es -para mí- la ciudad más bonita de Europa me molesta este hecho especialmente. Creo que tampoco soy el colmo de la originalidad a la hora de elegir, ¿verdad? De cualquier modo, estoy preparando mi vuelta a la ciudad para el mes que viene, ya que desde aquí es bastante asequible. Así podré quitarme tres espinas: disfrutar en Praga con la cámara, visitar la tumba del señor Franz Kafka y recorrer con mis zapatillas sus calles vacías a las seis de la mañana.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

La localización de nuestro alojamiento era prácticamente inmejorable: A medio camino entre el Puente de Carlos y Staromestské Námestí. El recorrido que conecta esta plaza con el castillo es el principal atractivo de la ciudad.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Las fotos de la plaza son de varios días, ya que ésta bien merece más de una visita. Por cierto, ahora mientras escribo me fijo en las estructuras que utilizo y me doy cuenta de que no es que el alemán sea complicado, todas las lenguas lo son. Creo que el español no debe andar lejos en complejidad respecto a la lengua germana. Desvarío, lo sé. All work and no play makes Jack a dull boy.
En la plaza se puede subir a la torre del ayuntamiento. No sé si mi cara en la foto refleja el pavor que sentía al ver el suelo tan lejos de mis pies. Cosas del vértigo.

OLYMPUS DIGITAL CAMERAOLYMPUS DIGITAL CAMERA
OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

La vista del Puente de Carlos sobre el río Moldava, con el castillo al fondo sobre el barrio de Malá Strana, es la otra gran panorámica de la ciudad.

OLYMPUS DIGITAL CAMERAOLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA
OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Recorriendo el río Moldava hacia el sur encontramos La Casa Danzante de Frank Gehry.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Recuerda padre, no es que haya engordado en Berlín, son fotos de 2009. En Malá Strana se encuentra la preciosa iglesia barroca de San Nicolás. Subiendo la empinada avenida que atraviesa el barrio se llega al castillo de la ciudad.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Las fotos de los alrededores del castillo también son de dos días distintos, no es que a lo largo del día me vaya cambiando de ropa como Mick Jagger en los conciertos. En el interior del castillo destacan la Catedral de San Vito y el callejón del oro. Kafka vivió en la casa azul de esta calle durante un par de años.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

El único aspecto negativo de la ciudad es que, al ser extremadamente turística, ciertas calles comerciales dan la impresión de estar preparadas para sacar el dinero de los turistas y no encajan con el resto de la ciudad. Contiguamente al castillo se encuentra el jardín real.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Merece mucho la pena pasear por el barrio de Malá Strana. Allí me comí la salchicha típica de la zona, la Klobasa. Amiga mía, no tienes nada que hacer contra la Bratwurst.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERAOLYMPUS DIGITAL CAMERA OLYMPUS DIGITAL CAMERA OLYMPUS DIGITAL CAMERA OLYMPUS DIGITAL CAMERA OLYMPUS DIGITAL CAMERA OLYMPUS DIGITAL CAMERAOLYMPUS DIGITAL CAMERA OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Cerca de la plaza vieja se encuentra el Teatro Estatal de Praga.

OLYMPUS DIGITAL CAMERAOLYMPUS DIGITAL CAMERA

Si nos adentramos algo más hacia el este encontramos la plaza de Wenceslao. Al final de ésta se encuentra el Museo Nacional. En noviembre de 1989 se inició aquí la Revolución del Terciopelo, que trajo consigo la caída del partido comunista, títere de la URSS.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Otro de los grandes atractivos de la ciudad es el turístico barrio judío, que fue convertido durante la segunda guerra mundial en un gueto. Destacan sus sinagogas y cementerios.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Uno de los días fui al cementerio donde se encuentra la tumba de Franz Kafka. No caí en la cuenta de que era el Sabbath… Muy bonita la verja del cementerio.
Remarcar que tuvimos serios retrasos tanto a la ida como a la vuelta. A las dos semanas de nuestra vuelta a España la compañía aérea, SkyEurope, quebró. Menos mal que pudimos visitar esta turística y bella ciudad.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s